• Uriflex a tu lado

La prevención también es cosa de ellos.

Prevenir antes que curar.

El cáncer de próstata, la diabetes y la hipertensión, son los principales males que acechan al varón en su edad madura.


Promover la cultura de la prevención en los varones ayuda a aumentar la detección temprana de las principales causas de muerte y enfermedad. La obstrucción urinaria, ardor al orinar e incluso pérdida involuntaria de orina, son síntomas de una próstata en mal estado.


A partir de los 40 años, los hombres han de estar alerta a esas señales y al igual que la mujer realiza mamografías preventivas, los varones deben pasar por una sencilla prueba para valorar su próstata.


La prevención es vital en el cáncer de próstata y de vejiga. Quizá sea debido a motivos culturales (prueba vía tacto rectal) la prevención en este tipo de afecciones no se realiza hasta que aparece ya un síntoma más serio, y es entonces cuando se acude al médico.


Enfermedades como la diabetes y la hipertensión arterial, al igual que el sobrepeso y la obesidad, desencadenan enfermedades crónicas, que se pueden prevenir.


Acude a tu médico de familia a tiempo

La recomendación para mayores de 40 años es acudir al médico y hacerse un chequeo general para identificar algún factor de riesgo: presión arterial, nivel de glucosa, calidad de la orina, etc La idea no es curar, es prevenir.


Los menores de 40 años deben a su vez cuidar su alimentación, hacer ejercicio, no caer en excesos, cuidar su salud bucal y sexual, evitando enfermedades de transmisión sexual.

0 vistas